Hunger strike in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
May 2013
M T W T F S S
« Apr   Jun »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  
Translate
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Archives
Recent Comments

    Perdió la dictadura

    “Perdió la dictadura”
    Miércoles, Mayo 8, 2013 | Por Jorge Ignacio Pérez

    MIAMI, Florida, 8 de mayo de 2013, www.cubanet.org.- Entre atolondrado y
    eufórico, como hablando a ciegas para quien lo quiera escuchar, Luis
    Enrique Lozada Igarza se manifestó contento de este final feliz. Feliz
    porque -dijo a través del teléfono- parece ser que la dictadura escuchó
    nuestro ruego, “el de todos ustedes que se encargaron de difundir mi
    situación”.

    Todavía sin reencontrarse con su hijo de 17 años que lo secundó en la
    huelga de hambre, sin pisar su del poblado de Maffo, en
    Contramaestre, Santiago de Cuba, este hombre cívico que lucha por la
    de expresión accedió a hablar con Cubanet, casi sin fuerzas. La
    voz le fallaba; hilvanar ideas era un proceso demasiado complicado para
    sostener una conversación normal. Solo relataba los horrores que vio y
    padeció en la cárcel durante casi un mes, tiempo en el que recibió
    golpizas diarias, vejaciones y abandono humanitario por parte de las
    autoridades.

    “Es aberrante lo que sucede en las cárceles”, comentó. “Hay reos en
    Boniato ahora mismo plantados hasta que no cesen las golpizas. ¡No sé
    cómo al gobierno cubano se le ocurre presentarse ante la Comisión de
    Derecho Humanos de las Naciones Unidas!”, dijo el activista.

    Luis Enrique estuvo 29 días sin probar alimento alguno y, de éstos,
    varios además en huelga de sed. Pasó por las cárceles de Boniato y
    Aguadores hasta que su cuerpo se debilitó completamente y la dictadura
    decidió llevarlo al ; eso sí, custodiado día y noche por dos
    militares.

    En todo este tiempo, sus correligionarios de UNPACU (Unión Patriótica de
    Cuba) lo apoyaron también en ayuno, hasta que finalmente el gobierno
    accedió a liberarlo quitándole las esposas anoche. Esta mañana,
    alrededor de las nueve y media, salió del hospital Saturnino Lora.

    Habló por teléfono con su hijo, Enrique Lozada Águedo, y lo encontró
    feliz. Para hoy estaba previsto el reencuentro, aseguró.

    Este opositor santiaguero no acaba de entender cómo el gobierno militar
    pudo ser capaz de comprometer la vida de su familia, de enviar turbas a
    asaltar su vivienda, destruirle el techo a la casa y hasta robarle ollas
    para cocinar. Es muy burdo todo, salvaje.

    Desde la sede de UNPACU, en Palmarito de Cauto, sostuvo esta
    conversación literalmente con el alma, sin apenas fuerzas. Hubo un
    momento, al final, en que se resbaló y cayó al suelo. Allí lo están
    cuidando los mismos opositores que también se jugaron la vida en estos días.

    Luis Enrique Lozada Igarza, un sencillo trabajador que decidió reclamar
    derechos abiertamente –por eso mismo la dictadura lo tomó como
    escarmiento en su provincia-, repetía constantemente una frase: “Perdió
    la dictadura”.

    Esta vez, el gobierno de la isla alargó el pulso sobremanera. Hay
    antecedentes terribles de huelguistas de hambre, prisioneros de
    conciencia, cubanos, que murieron reivindicando los mismos derechos que
    pide Luis Enrique y millones de ciudadanos con él.

    Finalmente cedió la dictadura, pero uno se pregunta por qué. Aunque
    conozcamos la respuesta.

    http://www.cubanet.org/noticias/breves-destacados/%e2%80%9cperdio-la-dictadura%e2%80%9d/

    Tags: , , , , ,

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *