Hunger strike in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
October 2015
M T W T F S S
« Sep   Nov »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  
Archives
Recent Comments

    El Sexto y los dos cerditos

    GINA MONTANER: El Sexto y los dos cerditos

    El artista y activista se atrevió a hacer uso de la libertad de
    expresión y pagó con la cárcel
    La Iglesia no hizo pronunciamientos sobre su situación
    Podría ser liberado en dos semanas

    Danilo Maldonado, El Sexto, podría ser liberado en los próximos días.
    Pero ¿qué hizo este artista plástico para que el régimen castrista lo
    encarcelara? Muy sencillo: se atrevió a rebelarse en la granja y por
    ello desde hace casi un año está preso en la cárcel de Valle Grande bajo
    la acusación de “desacato”.

    Lo cierto es que El Sexto se aventuró a hacer lo que más teme y persigue
    el castrismo, que es el uso de la libertad de expresión para algo tan
    inofensivo como elaborar una sátira de su longevo (des)gobierno. Resulta
    ser que el 25 de diciembre del 2014 el caricaturista y grafitero se
    dirigió al Parque Central de La Habana con dos cerditos que en el lomo
    llevaba pintado cada uno los nombres de Fidel y Raúl. Su intención era
    celebrar un performance con el lema contestatario de Rebelión en la
    Granja, en alusión a la célebre novela de George Orwell sobre una
    distopía política.

    Como en la Cuba de los hermanos Castro casi todo constituye delito
    contra el estado, una burla (por sutil que sea) de los dos gobernantes
    puede costar muy caro. El Sexto no se encuentra en un país libre como
    Estados Unidos, donde cada noche en la televisión los comediantes
    formulan ácidas críticas contra el presidente de turno, circulan los
    chistes más corrosivos sobre Washington y para los artistas no hay nada
    sagrado, sobre todo si se trata de la clase política.

    Sin embargo, El Sexto vive en una isla que en verdad es una granja
    gobernada por una dinastía despótica. Su irreverente performance iba a
    ser lúdico y presidido por dos cochinillos que simbolizan la pocilga
    política que controlan los hermanos Castro. Un país convertido en
    barraca con 11 millones de cubanos malviviendo en su corralito
    particular, donde la calle es de las turbas de repudio y todos los
    domingos las pacíficas Damas de Blanco son blanco de amenazas cuando
    desfilan pidiendo cambio y respeto a los derechos humanos.

    Desde que El Sexto fue apresado las pasadas Navidades distintos grupos
    de activistas se han movilizado para pedir su liberación. Todo este
    tiempo la bloguera Lía Villares ha mantenido vivo el blog de su amigo y
    colega. Incluso se hizo una carta con la esperanza de hacérsela llegar
    al Papa en su reciente visita a Cuba. Desafortunadamente Francisco se
    marchó, según él, sin tener conocimiento de los arrestos que se
    produjeron durante su estadía y sin pronunciarse, al menos públicamente,
    a favor de los disidentes que continúan encarcelados injustamente. Por
    fortuna, si bien la Iglesia no se pronunció sobre su situación, hace
    unos días Amnistía Internacional lo declaró preso de conciencia. En
    cuestión de horas la madre del artista anunció que su hijo abandonaría
    la huelga de hambre que inició el 8 de septiembre, después de que le
    notificaron que será excarcelado en cuestión de dos semanas.

    Quienes conocen bien a El Sexto aseguran que es tenaz y que toma muy en
    serio la creencia de que no tiene sentido vivir si no es para ser libre.
    Asimismo, temían que llegara hasta el final en señal de protesta por
    tenerlo en una celda de castigo donde se ha negado a vestirse con el
    uniforme de preso común.

    En todo momento Danilo Maldonado ha exigido que le concedan la libertad
    inmediata porque para él la única alternativa posible a esta situación
    orwelliana es la muerte. Sus escritos son una verdadera bofetada a sus
    cancerberos: “Para ganarme a mí tú necesitas armas/necesitas
    policías/necesitas cárceles. Para ganarte a ti yo solo necesito spray y
    este papelito”.

    En esta era de acercamiento y detente los pontífices, políticos y
    empresarios le estrechan la mano a Raúl Castro en tribunas, foros y
    encuentros amistosos. Pareciera que causas como la de El Sexto, que son
    un atropello flagrante de los derechos humanos, se pierden en el marasmo
    de la retórica y los intereses. Hablamos de la vida de un joven artista
    cuya única falta fue la de proponerse hacer un performance con dos
    cerditos llamados Raúl y Fidel. El Sexto está convencido de que la única
    salida es la rebelión en la granja.

    Siga a Gina Montaner en Twitter: @ginamontaner

    Source: GINA MONTANER: El Sexto y los dos cerditos | El Nuevo Herald –
    www.elnuevoherald.com/opinion-es/opin-col-blogs/gina-montaner/article37410360.html

    Tags: , , , , , , , , , , ,

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *